miércoles, 26 de agosto de 2015

[Siri] Es mi cumple, ya tengo un año

¿Sabéis qué? El martes fue mi cumple, ya tengo un año. Ha pasado muy rápido el tiempo desde que llegué a esta casa en septiembre del año pasado. Durante este período he experimentado como las casas encogen. Cuando llegué apenas podía beber agua y ahora veo como se ha hecho más pequeña hasta la mesa. Antes estaba muy alta, mientras que actualmente con solo levantarme puedo coger cualquier cosa que haya en ella.



Además, El Gordo, o bueno, Koko, me respeta más. Ya sé defender mi comida, aunque la mayoría de las veces me la sigue quitando cuando estoy por ahí jugando. Eso sí, soy bastante más inteligente que él, que no sabe distinguir quién tiene un chicle para ir a pedirle. Se equivoca de persona… Es tan tonto que yo creo que no puede considerarse ni perro. Solo sabe recibir abrazos.


Por mi cumple no he hecho cosas muy divertidas. Mamá y Hermanito me han reñido porque me comí el pedal de una bicicleta. De la emoción de la felicidad que reinaba la casa me meé en el salón y volvieron a gritarme. Salté por encima de los sofás y también me chillaron cuando me tiro a darle besos a cualquiera. Dicen que mis uñas son largas, pero yo las veo normales… Eso sí, me regalaron un peluche gigante. Y, ¿adivináis qué? ¡Solo tardé dos minutos en sacarle lo de dentro!

Lo más divertido de todo fue cuando Novia vino a cenar. Ella siempre nos mima y nos da mucha comida: salchichas, zanahoria, trozos de pechuga de pollo… Hermanito la riñe muchas veces porque dice que engordamos, pero yo soy como un palo. Al final como él también es bueno y acaba cediendo. Después de cenar se subieron a la habitación. Normalmente no me dejan entrar y me cierran la puerta en las narices, sin embargo, hoy, como era un día especial me dejaron subir. Allí me hicieron un lío. Me pusieron en la tabla que se ilumina imágenes de otros perros ladrando. Luego empezaron a llamarme por otros nombres y, cuando ya pensaba que iban a ponerse a jugar conmigo, lo único que querían era que me tumbase con ellos. Para tumbarse ya está El Gordo, yo quiero jugar.



Lo que más ilusión me hace de cumplir un año, es que ya tiene que quedar muy poco para que me salgan las tetitas. Se las he visto a todas las perras, me cuentan que salen por estas fechas. Yo ya no puedo esperar más. Me da mucha envidia como las mueven por el descampado. Voy a ser la mayor princesa del mundo.

Una cosa buena de que sea tu cumple se que te traen comida rica. Por un día no voy a estar comiendo ese pienso que no sabe a nada. Me pusieron un paté rico, en frente de mis ojos, con un palo encima. No entendí el significado del palo, pero hasta que no me puse delante, me senté y me enfocaron con esos cacharros que hacen ruidos, no me dejaron ir a comer.

¿Que me quede con una cosa de todas? La envidia en la cara de El Gordo mientras yo me comía el paté y el solo miraba. Hoy es mi día.






6 comentarios:

  1. Hola!!
    Feliz Cumple Siri! :) Que bueno que hayas hecho tantas cosas; por cierto... tenés en la mira a algún macho? y por eso querés que te salgan tetitas? jajaja picarona :)

    Un abrazo grande para vos y una rascadita para El Gor... quiero decir para Koko!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jaja, Si soy la reina de todos los perros del mundo.

      Eliminar
  2. Hola!!
    Feliz cumpleaños Siri!!!
    Me ha gustado mucho la entrada, me he reído un montón, gracias por compartirla con nosotr@s!! ^^
    Saludos!! <33

    ResponderEliminar
  3. Jajjaja que hijoputa que frase final!

    ResponderEliminar